Logran acuerdo para establecer gobierno en Bélgica

De Wikinoticias, la fuente libre de noticias
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

18 de marzo de 2008

Bruselas, Bélgica — Los diferentes partidos políticos de Bélgica anunciaron haber llegado a un acuerdo para formar un gobierno nacional, poniendo fin de esta manera a nueve meses de crisis por la unidad del país. Yves Leterme, actual vice-Primer ministro cristiano demócrata y flamenco y principal actor de las negociaciones, ha liderado una coalición conformada por cinco partidos diferentes y se convertirá a partir del próximo jueves en el nuevo Primer ministro.

Las negociaciones entre los dos principales partidos políticos nacionales se restablecieron el pasado 15 de enero y tienen hasta el 23 de marzo para llegar a un acuerdo sobre el equipo gubernamental.

Un acuerdo equilibrado

El texto que ha sido negociado durante los últimos días define en grandes líneas el programa político del equipo gubernamental, más de nueves meses después de las elecciones legislativas. Este programa recibió, en particular, el apoyo del Partido Socialista, tal y como lo confirmó Elio Di Rupo, quien espera “más poder de compra y solidaridad” gracias a las discusiones sobre bajos salarios, pensiones y otros beneficios. A su vez, Yves Leterme también calificó el acuerdo como “equilibrado”, al igual que el el actual Ministro de Finanzas Didier Reynders, y el representante de la comunidad de habla francesa Joëlle Milquet.

Este acuerdo no tiene en cuenta las exigencias flamencas de una autonomía mayor de las regiones, fuente principal de la crisis de confianza de los francófonos del país, quienes apoyan mayoritariamente que el estado central continue jugando un rol importante en la organización del país.

Débil popularidad del nuevo Primer ministro

De acuerdo con la prensa belga, si los ministros del nuevo gobierno no son definidos todavía, el número de elegidos no debería ser diferente del que tiene del gabinete “provisional” que dirige al país desde diciembre. El único cambio esperado sería la ausencia del liberal flamenco Guy Verhofstadt, Primer ministro saliente, quien declaró que tomará un “año sabático”, tras nueve meses encabezando el gobierno y ante una posible candidatura a las elecciones europeas en junio de 2009.

De su parte, Yves Leterme ha visto bajar su popularidad en los últimos sondeos. En particular, según un estudio publicado el lunes solamente un 10 % de los francófonos desearían que él fuese el lider de una Flandes autónoma, y le tienen confianza como Primer ministro. Por su aspecto austero y serio, en el pasado aumentó las provocaciones por sus declaraciones acerca de la “incapacidad intelectual” de los francófonos para aprender el neerlandés, o su confusión entre el himno nacional belga y La Marsellesa.

También tuvo recientemente problemas importantes de salud, en particular una hospitalización de urgencia en febrero por una hemorragia interna y una neumonía que, según él mismo, podrían haber sido fatales. Su propio partido, el cristiano demócrata y flamenco (Christen-Democratisch en Vlaams, CDV) no le ofrecerá su apoyo sino hasta mediados de julio, a condición de que, para entonces, acuerde una profunda reforma a las instituciones belgas.

¿Tienes alguna opinión sobre esta historia?
¡Publícala!

Fuentes

Compartir Enviar esta noticia por correo Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en LinkedIn Digg Añadir a Newsvine Compartir en Reddit Compartir en Menéame