Anuncian la muerte de once diputados secuestrados por las FARC desde 2002

De Wikinoticias, la fuente libre de noticias
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

28 de junio de 2007

28 de junio de 2007

Por intermedio de la página web de la Agencia de Noticias Nueva Colombia (ANNCOL), que desde Estocolmo habitualmente publica comunicados y artículos de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), el Comando Conjunto de Occidente (subgrupo perteneciente a las FARC) anunció la madrugada del jueves (28) la muerte de once de los doce diputados de la Asamblea Departamental del Valle del Cauca secuestrados el 11 de abril de 2002 en Cali.

Según el comunicado, con fecha del 23 de junio, "el día 18 del presente mes, 11 diputados de la Asamblea del Valle que retuvimos en abril de 2002, murieron en medio del fuego cruzado cuando un grupo militar sin identificar hasta el momento, atacó el campamento donde se encontraban". Agregan que el diputado Sigifredo López, quien según los guerrilleros se encontraba en una ubicación diferente a la del enfrentamiento, es el único sobreviviente.

Los guerrilleros aseguran que "en el área de los acontecimientos se desarrollan desde hace varias semanas amplias operaciones conjuntas de militares y paramilitares lo que ha generado innumerables combates y creciente presencia de fuerzas oficiales". Enviaron su pesar a los familiares de las víctimas y culparon al presidente Álvaro Uribe Vélez de "demencial intransigencia" por su negativa "para llegar a un intercambio humanitario y su estrategia de rescate militar por encima de toda consideración".

Los guerrilleros habían enviado varias pruebas de supervivencia a los familiares de los diputados secuestrados, la última de ellas el 27 de abril de este año. En esta última, los políticos pedían una solución negociada, incluido el despeje militar de los municipios de Florida y Pradera, en el Valle del Cauca, como exigen las FARC para facilitar un intercambio humanitario de algunos secuestrados "canjeables" (principalmente políticos, militares y policías) por guerrilleros presos, y se oponían al rescate militar de los plagiados. Dichos municipios son un corredor para la salida de droga hacía el Oceano Pacífico, de vital importancia para las FARC, el cual ha quedado seriamente bloqueado debido a acciones de las fuerzas militares colombianas.

Las Fuerzas Militares de Colombia emitieron un comunicado en el que se niega la existencia de operativo militar alguno: "Inteligencia militar no ha tenido conocimiento alguno sobre la exacta ubicación del lugar de cautiverio de los señores diputados del Valle secuestrados por las Farc; por lo tanto, no se ha ordenado adelantar operaciones militares de rescate. De haber tenido conocimiento el comandante general de las Fuerzas Militares de una operación de tal envergadura, se le hubiese comunicado con la debida antelación, de acuerdo con las instrucciones, al señor Ministro de Defensa y al señor Presidente de la República". La comunicación está firmada por el comandante general de las Fuerzas Militares, general Fredy Padilla de León.

Los secuestrados presuntamente muertos son Juan Carlos Narváez, Jairo Hoyos, Alberto Quintero, Edinson Pérez, Héctor Arizmendi, Francisco Javier Giraldo, Ramiro Echeverri, Rufino Varela, Carlos Charry, Carlos Barragán y Nacianceno Orozco. Fabiola Perdomo, esposa del diputado Narváez, responsabilizó al presidente Uribe de lo anunciado y pidió, en entrevista con la radio local, la intermediación del ex ministro y ex candidato presidencial conservador Álvaro Leyva Durán para que las FARC entreguen los cadáveres de los diputados "en el caso de que sea cierto para que al menos nos devuelvan los cadáveres de nuestros familiares para darles cristiana sepultura". Ángela Giraldo, hermana del diputado Francisco Giraldo, exigió "inmediatamente al presidente el despeje de estas zonas para evitar más muertes".

Mientras tanto, un vocero del ministerio de Relaciones Exteriores francés dijo que su país estaba haciendo las averiguaciones para confirmar la información publicada por ANNCOL. Angelino Garzón, gobernador del Valle del Cauca, pidió a las FARC hacer lo mismo.

Amnistía Internacional emitió un comunicado expresando que "la muerte de los once diputados de Valle del Cauca, si se confirma, es una tragedia que podría haberse evitado si las Farc hubieran estado dispuestas a respetar el derecho fundamental de los civiles de no ser involucrados en el prolongado conflicto armado de Colombia". La organización comunicó que "mientras civiles u otros sean rehenes de las fuerzas de la guerrilla, su seguridad física es responsabilidad del grupo que los retiene", y exigió la liberación incondicional de todos los rehenes en poder de las FARC y la guerrilla del ELN.

Para José Miguel Vivanco, director ejecutivo para las Américas de Human Rights Watch, "estas muertes, de ser confirmadas, generan la sospecha de que las FARC pueden haber ejecutado a los diputados para evitar su rescate. Aún si fuera cierto que los once diputados murieron en un fuego cruzado, las FARC son responsables de haberlos puesto en peligro al tenerlos en cautiverio".

A comienzos del mes de junio, Uribe había liberado a decenas de guerrilleros encarcelados, entre ellos el llamado "canciller de las FARC" Rodrigo Granda, a solicitud del presidente francés Nicolas Sarkozy, como gesto unilateral de buena voluntad por parte del gobierno Colombiano, destinado a solucionar el problema de los secuestrados por ese grupo armado, considerado terrorista por los gobiernos de Colombia y de EUA, así como por la Unión Europea.

Entre los llamados "canjeables" se encuentra la ex candidata presidencial colombiana Íngrid Betancourt, que tiene también nacionalidad francesa.

A las 07:00 hora local (12:00 UTC) del jueves) inició un consejo extraordinario de seguridad en la Casa de Nariño (la residencia presidencial), al que asistieron Uribe, el gabinete ministerial y los altos mandos militares. César Mauricio Velásquez, portavoz presidencial, calificó de "cínico" el anuncio de las FARC.

Pasadas las 12:30 hora local (17:30 UTC), el presidente Uribe leyó un comunicado, transmitido por todos los medios audiovisuales colombianos, en el que niega que haya habido operativo militar alguno en los departamentos de Cauca o Valle del Cauca. Argumentó que las FARC habrían asesinado a los diputados y que pretenden culpar al gobierno colombiano para ocultar dicha responsabilidad. Rechazó el "chantaje" de las FARC y dijo que no habrá despeje ni una nueva excarcelación de guerrilleros que les permita regresar a actividades delictivas. El presidente colombiano mencionó que una reunión de alias Raúl Reyes, uno de los líderes de las FARC, con delegados de Francia, España y Suiza se había realizado durante la tercera semana de junio. Uribe manifestó que pedirá la conformación de una "comisión forense" internacional una vez sean hallados o entregados por las FARC los cuerpos de los diputados asesinados, para establecer las circunstancias de su muerte.

Los noticieros de televisión, como Caracol Noticias y Noticias RCN, y las cadenas de radio colombianas recogen las reacciones de los familiares de los secuestrados desde las primeras horas del jueves. Alrededor de las 07:30 hora local (12:30 UTC), las páginas web de ANNCOL y de las FARC estaban inaccesibles y permanecieron así hasta el viernes (29) por la mañana.

La opinión se encuentra volcada sobre la cuestión de si realmente existió un fuego cruzado entre las FARC y otras fuerzas. Llama la atención de la opinión en general que apenas se haya comunicado la muerte de los 11 diputados 10 días después y no al día siguiente como ha ocurrido anteriormente en hechos similares, así como el hecho que que los 11 diputados se encontraban juntos, cuando normalmente el grupo subversivo los mantenía separados en grupos de 3 ó 4 (y así se comprueba en las pruebas de supervivencia en video) y sólo hayan sido reunidos al momento de su muerte.

El 7 de mayo de 2003, el ex gobernador de Antioquia Guillermo Gaviria Correa, el ex ministro de Defensa Gilberto Echeverri Mejía y ocho militares que estaban secuestrados por las FARC murieron durante un rescate militar, fueron ejecutados a quemaropa por miembros de las FARC antes de huir de las fuerzas militares, según relata el único secuestrado sobreviviente.


Noticias relacionadas

Fuentes

Compartir Enviar esta noticia por correo Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en LinkedIn Digg Añadir a Newsvine Compartir en Reddit Compartir en Menéame
  • Compartir
  • Circle-icons-mail.svg
  • Facebook f logo (2019).svg
  • Twitter Logo.png
  • Compartir en LinkedIn
  • Digg icon.png
  • Newsvine.svg
  • Compartir en Reddit
  • Meneame favicon.png