Hijos de fumadores más propensos a estar subalimentados

De Wikinoticias, la fuente libre de noticias
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Nueva York, Estados Unidos
6 de noviembre de 2008

6 de noviembre de 2008
Nueva York, Estados Unidos
Un estudio médico ha identificado un nuevo riesgo para niños cuyos padres fuman: hambre. De acuerdo a la Dra. Cynthia Cutler-Triggs de la Facultad de Medicina de la Universidad de Nueva York y del Hospital Bellevue, los niños que habitan hogares donde hay al menos un fumador adulto son más propensos a estar subalimentados.

El nuevo estudio relacionó a los fumadores con la subalimentación.

El estudio midió la seguridad alimentaria, un concepto utilizado por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos desde 1990 para medir la frecuencia de comidas que son salteadas y qué tan seguido las personas duermen con hambre.

Los investigadores examinaron datos de 8.817 hogares del Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos. El estudio analizó el informe y examinó el estado nutricional de adultos y niños en Estados Unidos, de acuerdo a los hábitos alimentarios e ingresos.

El 17% de los niños que viven en hogares donde se fuma y donde el ingreso es bajo sufrían de inseguridad alimentaria, comparado al promedio de 11% entre los niños. Una inseguridad alimentaria seria ocurría entre el 3,2% de los niños de hogares donde se fuma.

El estudio asimismo informó que sólo 0,9% de los niños de hogares donde no se fuma sufrían de alguna inseguridad alimentaria. Las mismas tendencias se registraron con respecto a los adultos, pero los investigadores se vieron consternados ante los efectos que puede tener sobre el desarrollo de los niños.

Sabemos que hay consecuencias a largo plazo de la inseguridad alimentaria en los niños.
— Dr. Michael Weitzman

"Sabemos que que hay consecuencias a largo plazo de la inseguridad alimentaria en los niños. Tienden a tener peores resultados en la escuela, tener deficiencia de hierro y anemia, y tener problemas de conducta y sociales", declaró al Washington Post el Dr. Michael Weitzman, presidente de pediatría de la Facultad de Medicina de la Universidad de Nueva York.

Un estimado 2% hasta el 20% de los ingresos de un fumador son destinados a comprar tabaco, que compite con el presupuesto de verduras en algunas familiar. Los ingresos domésticos hicieron diferencia en algunos pero no todos los casos de inseguridad alimentaria.

Asimismo, el Dr. Weitzman se mostró preocupado sobre la crisis económica, que podría afectar negativamente a la salud. "Si la recesión económica persiste, tanto la inseguridad alimentaria y los fumadores adultos aumentarán [...] [porque fumar] es una de las adiciones más difíciles de dejar".

OOjs UI icon newspaper-ltr-progressive.svg
Comentar
¿Tienes alguna opinión sobre esta historia?
¡Publícala!

Fuentes

Compartir Enviar esta noticia por correo Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en LinkedIn Digg Añadir a Newsvine Compartir en Reddit Compartir en Menéame
  • Compartir
  • Circle-icons-mail.svg
  • Facebook f logo (2019).svg
  • Twitter Logo.png
  • Compartir en LinkedIn
  • Digg icon.png
  • Newsvine.svg
  • Compartir en Reddit
  • Meneame favicon.png