El presidente de Nicaragua es acusado de violación

De Wikinoticias, la fuente libre de noticias
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

1 de noviembre de 2017

Ortega, en una reunión con el ministro de Relaciones Exteriores de Ecuador, Ricardo Patiño, en agosto de 2013.

Una mujer de edad adulta ha hecho una grave acusación contra el presidente de su país, Nicaragua, Daniel Ortega Saavedra. "Soy víctima de Daniel Ortega", aseguró por teléfono Elvia Junieth Flores Castillo, de 28 años, quien agregó que es la "injusticia" lo que la impulsa a romper el silencio durante una conferencia de prensa en Miami, que ofrecían cuatro de sus ocho hermanos para denunciar el caso.

Además, dijo, que el presidente la mantiene cautiva en Nicaragua. Elvia Junieth Flores afirma "ser la principal víctima del abuso de poder" del presidente Daniel Ortega, por presuntamente haberla sometido a vejámenes sexuales desde los 15 años. Además, contó entre lágrimas, el presidente la tiene cautiva en su país "con limitada libertad de movimiento".

Tengo la misma situación que tiene mi hermano. Él está preso en una cárcel y yo en una casa.

— Fue lo que mencionó por teléfono Elvia Junieth, quien afirmó no tener ya relación con el jefe de Estado.

Los hermanos de Junieth también dijeron que su mencionado hermano, quien se llama Santos Sebastián Flores Castillo, fue encarcelado "injustamente" por haber defendido a su hermana. Sujey Flores, una de las consanguíneas de Elvia Junieth que ofrecían la conferencia de prensa, expresó que esta situación enluta a su familia desde hace más de 10 años y que por ello sus hermanos han buscado "refugio" en Estados Unidos. Una fuente dijo al diario Las Américas, que tras la publicación de la investigación realizada por ese medio, la joven fue presuntamente obligada a un segundo embarazo; sin embargo, Elvia Junieth no quiso hablar del tema para proteger a sus hijas.

Inacción ante denuncias

"¿Qué tipo de presidente puede ser este con estas aberraciones?", se preguntó Sujey después de indicar que Daniel Ortega le imputó a Flores Castillo "un supuesto delito" por haber denunciado en Nicaragua las abusos sexuales que cuenta Elvia Junieth. Según Sujey Flores, ella y su hermano Santos denunciaron verbalmente este hecho ante organismos que defienden los derechos humanos cuando se enteraron por Elvia Junieth los vejámenes que sufría.

Toda la familia hemos sido víctimas de chantaje. Todos hemos sido víctimas de encarcelamientos arbitrarios, secuestros, desalojos y confiscaciones de bienes.

— Declaraciones de Santos Sebastián Flores Castillo, que también, desde Nicaragua, puedo participar en la conferencia de prensa.

La madre de los hermanos Flores ya había efectuado las mismas denuncias en 2015 a través de una entrevista que publicó en diario Las Américas, de Miami. Y justamente una fuente dijo al diario que tras dicha publicación, la joven fue presuntamente obligada a un segundo embarazo; sin embargo, Elvia Junieth no quiso hablar del tema para proteger a sus hijas.

Mi niña fue abusada y violada por el presidente Daniel Ortega, que destruyó la vida de mi hija.

— Madre de los hermanos Flores.

Los hermanos afirmaron haber denunciado "hasta la saciedad" lo que relataron hoy a la prensa en Miami, pero aseguraron no haber tenido respuestas consistentes. Su mayor preocupación es por la situación de Santos Sebastián Flores, al que, dijeron, "están matando lentamente, con un trato inhumano y sin derecho a visitas ni a salir al patio.". En otro momento de sus declaraciones mencionó algo que puede ser relacionado a esta arista de este asunto: "El poder en Nicaragua está totalmente centralizado. El poder ejecutivo usa al poder judicial para reprimir y callar voces", expresó Elvia Juneth haciendo pausas de varios segundos a la hora de hablar. Los hermanos Flores Castillo responsabilizaron a Ortega y a su esposa, Rosario Murillo, de lo que les pueda pasar y pidieron que "cese el abuso de poder en contra de nuestra familia".

Sobre Ortega

Daniel Ortega, que ocupó el máximo cargo del país en dos ocasiones seguidas desde 1979, cuando derrocó al dictador Anastasio Somoza, hasta 1990, y nuevamente a partir de 2007, año desde el cual ha ganado tres elecciones consecutivas, dos de ellas empañadas por denuncias de fraude de la oposición, es el fundador y todavía líder del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), antigua organización armada, aunque lo sí mantiene hasta ahora su posición política de izquierda. Ortega Saavedra, de 71 años y natural de la ciudad de La Libertad, es sindicado por organismos que defienden la democracia y los derechos humanos, de gobernar de forma autoritaria, restringir la libertad de expresión y de prensa, controlar poderes del Estado que en teoría deberían ser independientes, perseguir y/o reprimir a la disidencia, entre otros. Aunque él y su partido siempre han negado tales acusaciones.

Otros datos relevantes de su vida fue su reclusión en prisión por siete años por el robo de un banco, teniendo solo 15 años al momento de su ingreso. Durante su encarcelamiento fue severamente torturado. Tras su liberación, fue deportado a Cuba, durante el régimen de Fidel Castro, país en el cual fue entrenado militarmente, preparación que después le serviría para tumbar la dictadura de Somoza. Desde el presente año, su esposa Rosario Murillo es también su vicepresidenta, además de la portavoz oficial del Gobierno.

También, denuncias como la de Elvia Junieth no son nuevas. La hija adoptiva del matrimonio Ortega-Murilo, Zoilamérica Narváez, en 1998, publicó un informe de 48 páginas en que describe cómo, según ella, había sido abusada sexual y sistemáticamente por Ortega desde 1979, cuando tenía 11 años, hasta 1990. El antaño líder guerrillero y su esposa negaron las acusaciones. El caso no podía proceder en los tribunales nicaragüenses porque, el ahora mandatario, tenía, como miembro del Parlamento, inmunidad para no ser enjuiciado, y se consideró que se había excedido el plazo de prescripción de cinco años para los cargos de abuso sexual y violación. Narváez presentó una denuncia ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, que fue declarada admisible el 15 de octubre de 2001. El 4 de marzo de 2002, el Gobierno nicaragüense aceptó la recomendación de la Comisión de una solución amistosa.

Para 2006, Ortega siguió negando las acusaciones, pero Narváez no las retiró.

¿Tienes alguna opinión sobre esta historia?
¡Publícala!

Fuentes

Compartir Enviar esta noticia por correo Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en LinkedIn Digg Añadir a Newsvine Compartir en Reddit Compartir en Menéame