Una venganza fue el motivo del caso de 16 bebés lesionados con formol en los ojos

De Wikinoticias, la fuente libre de noticias
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Bogotá, Colombia
11 de agosto de 2005

11 de agosto de 2005
Bogotá, Colombia
La Fiscalía General llamó a declarar al auxiliar de enfermería Miguel Ángel Quimbayo Jiménez y a los enfermeros Diana Lucía Zambrano, Martín Fernando Castellanos y Jorge Eliécer Pabón, por lo que calificó de "complot criminal" en un sonado caso ocurrido a mediados de 2004 en el Hospital El Tunal, el más importante del sur de la capital colombiana. También ordenó investigar a un médico cirujano del mismo hospital.

Entre el 2 y el 9 de junio de 2004, se conoció el caso de 20 niños recién nacidos a quienes, en lugar de gotas para los ojos, se les aplicó formol. Las investigaciones iniciales, emprendidas por separado por la Fiscalía, la Personería de Bogotá y la Secretaría de Salud Distrital, apuntaban a que se había tratado de un error accidental. No obstante, varias contradicciones así como ciertas indagaciones hacían presumir que había algo más en el fondo del asunto.

Uno de los empleados del hospital declaró días después de los hechos a Caracol Televisión haber visto "que existen quince pasos entre el cuarto donde siempre permanece el formol y el sitio donde aparentemente aparece el formol en un frasco de un medicamento que tiene que ser aplicado a todo recién nacido. No es fácil cometer un error, a menos que hubiera una intención". Lo mismo pensaron las directivas del centro asistencial, que fueron sancionadas por el caso.

La Fiscalía local ha calificado el incidente de "un verdadero complot criminal, arraigado en un despreciable y desnaturalizado móvil: venganza de carácter personal". Los cuatro llamados a juicio deseaban que el entonces director del hospital Carlos Ariel Rodríguez fuera despedido, pues al parecer algunos políticos deseaban su puesto en manos de "apadrinados" suyos.

"Eso fue un complot criminal, y no solamente fue un complot al interior del hospital sino que también afuera y tarde que temprano, los responsables que hicieron eso para sacarme del hospital deben pagarlo", declaró Rodríguez, quien anunció además que demandará al Estado y a los responsables: "A mí me han lesionado en mi honra, en mi moral, en mi integridad en todos, todos los aspectos".

Por su ubicación, al Hospital del Tunal acuden generalmente personas de escasos recursos, como muchas de las afectadas por este crimen, quienes han tenido que hacerse cargo de los controles periódicos para sus hijos. "Podemos decir que de todos los afectados, hay dos bebés que presentan algún tipo de lesión que requiere seguimiento estricto por parte del hospital", dijo Aldemar Bautista, actual gerente del centro asistencial.



Fuentes

Compartir Enviar esta noticia por correo Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en LinkedIn Digg Añadir a Newsvine Compartir en Reddit Compartir en Menéame
  • Compartir
  • Circle-icons-mail.svg
  • Facebook f logo (2019).svg
  • Twitter Logo.png
  • Compartir en LinkedIn
  • Digg icon.png
  • Newsvine.svg
  • Compartir en Reddit
  • Meneame favicon.png