Inundaciones en la Sabana de Bogotá afectan vías de acceso a la capital colombiana

De Wikinoticias, la fuente libre de noticias
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Cuenca del río Bogotá. Además de ser uno de los cuerpos hídricos mas contaminados del mundo, desde el último año sufre inundaciones crónicas.

23 de noviembre de 2011

Bogotá, Colombia — Las lluvias de los últimos días han dejado inundada la Autopista Norte que comunca la capital colombiana con el municipio vecino de Chía generando problemas de movilidad entre ambas localidades.

La inundación, generada por el aumento del nivel del río Bogotá, también afectó el desarrollo de labores en la Universidad de La Sabana (cuyas instalaciones fueron anegadas por este cuerpo hídrico en abril anterior), se forzó a suspender clases hasta el día viernes a fin de evitar más complicaciones en el sector, según anunció el rector José Obdulio Velásquez.

El fenómeno lo atribuye entre otras circunstancias a la altísima humedad que recibe el suelo de la cuenca en el último año, factor por el cual las autoridades de Bogotá y Cundinamarca declararon la alerta roja el martes anterior. En algunos sectores, el cauce está a punto de superar los límites de los jarillones (diques de contención en ambas orillas), ya que las cotas criticas están a menos de 30 centímetros, lo que pone en peligro a los municipios de las cuencas alta y media, incluida la propia capital y el Aeropuerto Internacional El Dorado.

La alcaldesa de Bogotá, Clara López Obregón, manifestó su profunda preocupación sobre el desastre que está corriendo en estos momentos en la Sabana bogotana:

Hizo falta bastante más trabajo, pero el tema de fondo es que está lloviendo sobre mojado y hoy en día cualquier aguacero de 42 milímetros sobre el río llena cualquier espacio. Al río Bogotá lo vienen entubando y quitando espacios, y esperamos controlar su paso por la ciudad.

El comandante de la Policía de carreteras, Manuel Silva, anunció la solicitud de una restricción con el fin de usar la vía inundada en horas pico para vehículos de carga mientras que indicó a los conductores las opciones alternas a fin de manejar los represamientos como la vía occidental de Siberia (Bogotá-Cota-Chía) y la conexión con Cajicá en la variante de Briceño.

Por su parte, el gobernador de Cundinamarca, Andrés González, manifestó de que se continuarán los trabajos de dragado del río a fin de permitir una mayor evacuación del agua, así como retirar por medio de bombeo los excesos del líquido hacia el embalse del Tominé.

Además de la Autopista Norte, la variante Guaymaral y la Suba-Cota, también sufren los estragos del aumento de cauce del río Bogotá.

¿Tienes alguna opinión sobre esta historia?
¡Publícala!

Fuentes

Compartir Enviar esta noticia por correo Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en LinkedIn Digg Compartir en Reddit Compartir en Menéame