Enfrentamiento en Tijuana Narcos contra policias y ejército

De Wikinoticias, la fuente libre de noticias
Saltar a: navegación, buscar

18 de enero de 2008

Bandera de México
México
Ubicación de México
Otras noticias de México
Wikinoticias Mexico.svg

El día de ayer alrededor de las 10:00 horas se llevó a cabo un enfrentamiento entre narcotráficantes, policías de diversas corporaciones y el ejercito mexicano.

Dándose a conocer horas después el saldo preliminar de la refriega: cuatro policías municipales y federales heridos, un presunto delincuente muerto y cuatro más detenidos, a quienes se recogió un arsenal en un domicilio de la colonia Sonora y fueron trasladados a la ciudad de México. Dos de ellos se identificaron como Carlos Alberto Espinosa Vega y Román Gamez Osuna, quienes dijeron ser policías ministerial y municipal, respectivamente.

Édgar Millán, jefe de Proximidad Social de la Secretaría de Seguridad Pública estatal de Baja California, no descartó que uno de los detenidos sea Jorge Briseño López, El Cholo, uno de los principales lugartenientes del cártel de los Arellano Félix.

Vecinos de las colonias Electricistas, Sonora y Ermita vivieron horas de terror y angustia al escuchar el tiroteo que algunos calificaron “como una guerra”.

Desalojaron un Kinder e interrumpen radio local

También se tuvo que desalojar el jardín de niños Alegría, en la calle Romano, entre las avenidas Ermita y Quinta Alta, pues de pronto se convirtió en escenario de la refriega.

Alrededor de las 13:30 horas cesó el tiroteo, con el saldo de un delincuente fallecido y cuatro detenidos a quienes se les recogió un arsenal.

Militares y agentes pudieron ingresar al inmueble, en donde —de acuerdo a fuentes consultadas— fueron localizadas al menos seis personas amordazadas y asesinadas, quizá probables víctimas de secuestros.

Mientras esto ocurría, desconocidos interfirieron la frecuencia de radio de la policía para advertir: “Ya nos pelamos tres veces, y ésta va a ser la cuarta”. Además, profirieron amenazas de muerte en contra del director de la policía municipal de Tijuana, Leyzaola Pérez.

A la comandancia de la policía municipal llegaron varias coronas luctuosas, al tiempo que trascendió que ese cuartel sería atacado, por lo que las autoridades ordenaron desalojar el inmueble.

Después de tres horas, la mayor parte de los militares se retiró del sitio, como indicio de que la situación había sido controlada. Esto fue aprovechado por padres de familia quienes angustiados preguntaban por sus hijos de otro kínder y una guardería, situados enfrente de la casa donde se pertrecharon los delincuentes.


¿Tienes alguna opinión sobre esta historia?
¡Publícala!

Fuentes

Compartir Enviar esta noticia por correo Compartir en Menéame Compartir en Facebook Compartir en Twitter Digg Compartir en Google+ Añadir a Delicious Añadir a Fresqui Añadir a Newsvine Compartir en Reddit